[Columna] #RickyRenuncia

Renuncie o no Ricardo Rosselló, el juego político en Puerto Rico ha cambiado para siempre

Una columna de luz blanca atraviesa la capital de Puerto Rico, son miles de motociclistas convocados por el Rey Charlie, un experto en motocicletas que se ha hecho popular en las redes sociales por lograr este tipo de aglomeración. Esta vez la razón de la caravana no es solo el placer de la velocidad. Este es el potente cuerpo de caballería de las protestas masivas que desde hace una semana reclaman la renuncia del gobernador Ricardo Rosselló.

Las razones de la indignación son material para un buen episodio de Black Mirror: la filtración de 889 páginas de un chat de Telegram en las que Rosselló y sus colaboradores más cercanos hacían comentarios homofóbicos, sexistas, violentos, se burlaban de los muertos del huracán María, de políticos de oposición y de su propio partido y, según un nuevo informe del Centro de Periodismo de Investigación, compartían información relacionada a un saqueo sistemático de fondos públicos perpetrado por medio de venta de influencias, contrataciones y obtención de beneficios en el Gobierno.ADVERTISING

El chat es la punta del iceberg de un entramado corrupto que se extiende por muchas de las agencias públicas, la filtración del mismo ocurrió a pocas horas del arresto de la ex secretaria de Educación, Julia Keleher, y otras cinco personas implicadas en un esquema irregular de contratos por 15,5 millones de dólares. Y viene a confirmar de forma antológica todas las sospechas generadas por un gobierno que desde su patético desempeño durante la crisis del Huracán María no ha dado pie con bola.

El contenido de las páginas del #Telegramgate parece diseñado para ofender a todos los conglomerados sociales de la isla: el gobernador celebra un montaje fotográfico que pretende perjudicar a la oposición con el ya famoso “cogemos de pendejos hasta a los nuestros”. Christian Sobrino, quien fuera el director ejecutivo de la Autoridad de Asesoría Financiera y Agencia Fiscal, dice estar “salivando para entrarle a tiros” a la alcaldesa de San Juan, Carmen Yulín Cruz y en una conversación sobre una crisis en Ciencias Forenses, pide “un cadáver para alimentar a nuestros cuervos”. Pero en esta opereta macabra no hay diseño, es obra de la espontaneidad total, el mismo gobernador ha justificado los insultos para liberar tensiones.

Rosselló ha pedido perdón públicamente, en ruedas de prensa, durante una imposición de manos en una iglesia evangélica (la única que le permitió grabar el culto) y en Twitter. Estos esfuerzos mediáticos solo han echado más leña a un fuego que, como ha demostrado la gente que noche tras noche marcha frente a la residencia del gobernador, no va a apagarse hasta que “Ricky” renuncie.

La marcha del miércoles pasado, a la que acudieron más de 100.000 personas, contó con la participación activa de artistas locales de la talla de Bad BunnyBenicio del Toro, René Pérez y Ricky Martin, grandes responsables de que un maremoto de gente de todos los espectros ideológicos ondeara unificado la bandera puertorriqueña, un símbolo ilegal hasta principios de la década de los cincuenta.

Puerto Rico es una colonia, la más antigua del mundo, un experimento social preñado de contradicciones. A pesar del estatus colonial, el puertorriqueño posee una amplia tradición de resistencia. A principios del siglo XX evadieron de forma orgánica la penetración colonial estadounidense que pretendía hacer del inglés el idioma oficial de la isla. En el siglo XXI expulsaron a la Marina de los Estados Unidos de la isla de Vieques, con una combinación de marchas y desobediencia civil, muy parecida a la actual.

Renuncie o no Rosselló, el juego político en Puerto Rico ha cambiado para siempre. El movimiento ha logrado cristalizar de forma contundente la frustración que generan los gobiernos corruptos en toda Latinoamérica, así como la empatía y el respeto que merecen todas las minorías. Un mensaje inclusivo como el que al final de la noche repartió Rey Charlie por los caseríos de San Juan, barrios de clase trabajadora que recorrió junto a su caballería motorizada tras salir de la marcha para que “nadie se quedase afuera”.

Rita Indiana es autora de títulos como Papi (2011), Nombres y animales (2013) y La mucama de Omicunlé (2015). Su último libro es Hecho en Saturno (2018). Todos ellos publicados por Periférica.

Esta columna de opinión se publicó originalmente en el periódico español, El País.

Festival de la Palabra se une al reclamo del pueblo

(23 de julio de 2019) — El equipo del Festival de la Palabra, tanto sus talleristas como escritores, se unen a los miles de puertorriqueños que exigen la renuncia inmediata del gobernador de Puerto Rico, Ricardo Rosselló Nevares. 

Como organización sin fines de lucro y con una trayectoria de 10 años de educación literaria, el Festival de la Palabra ha sido testigo de cómo la sociedad civil es la verdadera fuerza que mueve a los pueblos. Es por esto que hemos trabajado convencidos de que la prensa responsable, el diálogo abierto entre todos los sectores sociales, la inclusión racial, de género y de preferencia sexual, de los inmigrantes, de las artes en diálogo con su sociedad y con el mudo y la creación de mentes críticas y de lectores son pilares de transformación y esperanza.  

Sin prensa libre, educación de calidad y sin indagación e inclusión de los artistas en la vida cotidiana del pueblo, NO es posible vivir en una sociedad abierta. Por ello, y como institución, nos sumamos a los reclamos de Puerto Rico. 

Porque el Festival de la Palabra es de Puerto Rico y para Puerto Rico. Desde siempre lo ha sido. Nuestra sangre, nuestro sudor, nuestras palabras y acciones se suman a esta lucha. 

#rickyrenuncia
#unsolocorazon
#quenoseacabenlaspalabras

¿Cómo nacieron los proyectos del Festival de la Palabra?

Como sabemos, el aprendizaje y la educación son fundamentales para el desarrollo sostenible y equitativo. Luego del paso del huracán Irma y María por Puerto Rico para septiembre de 2017, el Salón Literario Libroamérica de Puerto Rico lanzó dos programas medulares para el país: “No estás solo” y “Que no se acaben las palabras”.

Con ambas iniciativas, logramos visitar a más de 9,000 persona en zonas seriamente afectadas, ya fuera en refugios, escuelas o en sus comunidades, y se logró distribuir sobre 5,000 libros a niños, jóvenes y adultos.

Pero algo en el camino se estaba ventilando. Eran muchos los niños y niñas que no estaban asistiendo a clases, creando en el equipo del Salón Literario una gran preocupación. Es por esta razón que creamos “Que no se acaben las palabras” y “No estás solo”, para así poder ayudar a cientos de estudiantes a que no se convirtieran en desertores escolares. Dede ese momento, el Festival de la Palabra y el Salón Literario ha logrado expandir significativamente sus programas en distintas comunidades y escuelas del sistema público alrededor de la Isla.

Entre las comunidades y escuelas impactadas se encuentra: Villa Calma I y Villa Calma II (Toa Alta), Villas del Sol (Toa Alta), barrio Ingenio (Toa Alta), barrio Mariana (Humacao), Escuela Nueva Vocacional de Loíza, Escuela Montesori de Loíza, Villa Hugo (Río Grande), Cubuy (Río Grande) y la Escuela Medardo Carazo (Trujillo Alto).

Cada programa académico se estructura a partir de las necesidades de cada escuela y comunidad. Por dar un ejemplo, “Redacción Papiro”, “Cucuy se expresa” y “Azúcar Films” son solo algunos de los logros que forman parte de los proyectos #QueNoSeAcabenLasPalabras y #NoEstásSolo.

“Redacción Papiro” es un club de periodismo que se creó en la escuela Medardo Carazo en Trujillo Alto. Este equipo de jóvenes estuvo a cargo de entrevistar a la jueza del Tribunal Supremo de los Estados Unidos, Sonia Sotomayor. Redacción Papiro ha realizado sobre 20 entrevistas a escritores, artistas y líderes comunitarios durante su taller intensivo junto a la periodista Némesis Mora. Los jóvenes de escuela superior también realizaron un internado periodísticos en el noveno Festival de la Palabra, celebrado el pasado mes de octubre.

“Cubuy se expresa” es una iniciativa que busca darle voz a los residentes de Cubuy, 400 y Las Lomas en el municipio de Canóvanas. A través de sus redes sociales, y con la ayuda del escritor y tallerista Ricardo Martí, los vecinos dan a conocer las distintas actividades y noticias que ocurren en la comunidad.

Mientras, “Azúcar Films” es un colectivo que nació en Crearte, Yabucoa, a través de una serie de talleres de Cine y Guión ofrecidos por el cineasta Alonso Sambolín.

Estudiantes de Loíza se gozan campamento de verano

Los programas “Que no se acaben las palabras” y “No estás solo” ofrecieron por segundo año consecutivo su aclamado campamento de verano en la escuela Jesusa Vizcarrondo, en el municipio de Loíza.

Como parte de las actividades que ofreció el campamento desde el 11 hasta el 28 de junio, las talleristas Ana Castillo, Limary Colón y Ricardo Martí se encargaron de ayudar a mejorar la calidad de vida de los jóvenes participantes a través de una diversidad de talleres enfocados en la lectoescritura, música y tecnología.

El Salón Literario Libroamérica de Puerto Rico trabajó en alianza con ASPIRA de Puerto Rico, el municipio de Loíza, la escuela Jesusa Vizcarrondo y contó con el auspicio de la Asociación de Piel y Heridas de Puerto Rico.

El sol pinta, No pela

Yo me pregunto qué dice
Mi polo cuando me la quito. 

Mi polo dice que soy negro 
Mi polo dice que soy negro y feo 
Mi polo dice que soy negro y raro 
Mi polo mi polo mi polo mi polo. 

Mi polo detesta que yo sea negro.

Si yo me siento menos negro es porque 
Hay un negro más negro que yo  
Y no es por el pelo crespo y la bemba  
esplaya’ 

Pero su ropa dice que si MI COLÓ ESTO que si MI COLÓ LO OTRO 
Que si AFRO WASABARA EN LA MADRE  

Y luego está mi polo que se quejan  
desde que la saco del gancho 

Mi polo es el personaje de lo que piensan
mis compañeros de la intermedia
EL NEGRO ESTE.
Negro, negro, negro.
No es complejo 

Si escribo poemas
Es de maricón
Porque mis ojos no son verdes. 

Si pinto soy muy 
“blanco” para los negros.
Si mis amigos son blancos 
Yo soy el esclavo. 

Y si mis amigos son negros
Soy pobre.

Yo soy negro a to’ cojón
Con esta atadura
Que es mi polo
Racista y mi frente escupida,
los molleros de mi negrura y la fuerza de un hormiguero revolcau’

Yo soy negro 
A to’ cojón 
Con la bemba esplaya’  
y la polo racista. 

Donde mi polo es una cadena
Donde la Sociedad me condena
Donde la ley quema como carimbo 
Donde soy lindo si me aliso. 

A resumidas cuentas soy negro en mi salón 
De intermedia a to’ cojón
Porque la decana envidió mi maranta
y con su sermón de normas me dejo un cabrón salivón.

Por ti es que me cuestiono 
Si tengo algo de blanco 
Más allá de los dientes. 

Porque si para tí fue un pecado mortal ver esta negrura 

Dile al cura, al padre y al Papa que le echen cloro a su agua bendita
Porque al parecer cuando entraba yo a las misas se le paraban los pelos  
hasta la virgen de plástico que tienes en el altar.

Si tan negro fui 
Más negro seré. 

Claro la polo blanca y los zapatos negros 

Porque? 

Había que aparentar de Santo con la polo blanca
Porque los zapatos negros eran para pisar el fango.

Entonces aquí estoy yo cinco años después
Escribiendo esto siento una liberación
Como mis hermanos antes de mí, 

Llegando a las playas con el último eslabón
De la esposa en dos cantos porque para llanto risa y para risa canto. 

-OESM 
Oscar Shiwdin

Un sueño cumplido 🙏🏿🔥🙏🏿 Mayra SantosFebresXavier ValcárcelPatricia Marcano LopezSunder Shiwdin

Posted by Oscar Shiwdin on Thursday, June 6, 2019

Sobre Oscar Shiwdin:
Joven poeta de 19 años que se adentró al mundo de la literatura hace tres años atrás en un taller de Escritura Creativa, ofrecido por la escritora Mayra Santos-Febres, en la Escuela Nueva Vocacional de Loíza. Hoy estudia en la Universidad del Sagrado Corazón, toma clases en la Universidad de Puerto Rico con Santos-Febres, da talleres de escritura a jóvenes y es voluntario del Festival de la Palabra.

Tú a tú con Ana Castillo Muñoz

La escritora y tallerista del Festival de la Palabra, Ana Castillo Muñoz, nos habla sobre sus experiencias en el mundo literario, feminista y educativo. Su talento en la escritura la ha llevado a alcanzar metas extraordinarias, tales como ser seleccionada como una de las seis mujeres en entrar a un programa de reportera aprendiz del medio internacional de comunicaciones Global Press Journal, el poder servir como una voz de empoderamiento para todas las mujeres con su blog “Con el verbo en la piel” y ayudar a muchos niños, niñas y jóvenes mientras colabora como tallerista en los proyectos “Que no se acaben las palabras” y “No estás solo”.

P:¿Cómo te sentiste al enterarte que fuiste seleccionada como una de las personas para participar de este programa?
R: Me tomó por sorpresa. Jamás pensé que me fueran a seleccionar.  

P: ¿Qué significa para ti ser una reportera aprendiz?
R: Reportera aprendiz soy todo el tiempo, fuera y dentro de Global Press. Pienso que un periodista nunca deja de aprender y no puede desprenderse del proceso de aprendizaje. Dentro de Global Press, ser una reportera aprendiz me ayuda a mirar la profesión del periodismo desde otro lente. Es revisitar la práctica periodística para adquirir otros conocimientos y replantearse lo que ya sabes.

P: ¿Qué tipos de temas aspiras a escribir una vez comiences el programa de entrenamiento?
R: Todo tema que pueda cambiar la narrativa que se tiene de Puerto Rico en el exterior, historias que transforme el cambio social, que hagan justicia, que signifiquen a nuestra gente.

P: ¿Qué esperas aprender en este programa de entrenamiento?
R: Espero poder adquirir conocimientos que me puedan ayudar a contar a Puerto Rico de la forma más justa, conocer gente nueva y entender el mundo mejor.

P: ¿Qué te motivó a escribir el blog “Con el verbo en la piel”?
R: Pienso que más que un blog es un proyecto de sexualidad femenina, empoderamiento y liberación sexual. Este proyecto surge con el fin de encontrar respuestas a todas las preguntas que tenía sobre mi sexualidad, mi cuerpa y para ir deconstruyendo todo aquello que me enseñaron sobre lo que era el sexo y sobre cómo tenía que asumirlo. Así que esto me ha servido para entenderme mejor. Al mismo tiempo, siento que este proyecto surgió en un momento bien importante y que tiene el compromiso de ayudar a más niñas y mujeres a encontrarse, sanar la relación que tienen con sus cuerpos y aprender amarse desde la sexualidad. Por tal razón, considero que “el verbo en la piel” es mi proyecto de vida.

Ana Castillo durante recital de poesía en el Festival de la Palabra.


P: ¿Por qué es tan importante hablar acerca de la sexualidad femenina y cómo empodera a la mujer?
R: Siento que hay muchas razones que hacen importante hablar de sexualidad abiertamente, tales como:

  • Le ofrece la oportunidad a las mujeres de conocer su cuerpo, sus deseos, sus limitaciones y las cosas que están dispuestas a negociar y las que no
  • Acaba con los discursos y roles de género
  • Nos hace entendernos mejor

P: ¿Cuán frecuente publicas en tu blog?
R: Publico casi todos los días en las plataformas sociales. En el blog, como tal, trato de hacer una publicación una vez a la semana, pero, a veces, el factor tiempo no me permite redactar como quiero. La versión podcast sale una vez al mes.

P: ¿Desde cuándo colaboras en el Festival?
R: Desde semanas después del huracán María. Cuando empezamos a visitar los refugios llevando libros y cuentos.

P: ¿Qué tipos de talleres das?
R: He enfocado mis talleres en escritura de poesía de sanación. Básicamente lo que hacemos es escudriñar en los adentros de las personas que toman el taller, tocar la fibra y escribir. La idea es hacer las paces con esos lados grises que nos duelen.

Castillo Muñoz junto a residentes de Villas del Sol, Villa Calma 1 y 2 y el barrio Ingenio, en Toa Baja.

P: ¿Qué impacto crees tener en los niños y jóvenes que cogen tu taller?
R: ¡Wow! El impacto es bien positivo. Decenas de niños, niñas y jóvenes me han expresado que es la primera vez que alguien toma en cuenta sus opiniones o que es la primera vez que verbalizan o escriben las situaciones por las que están pasando. Los talleres son espacios seguros donde ellos pueden sentirse en la confianza de ser libres y dejarse sentir.

P: ¿Qué metas a largo plazo aspiras a alcanzar?
R: Quisiera lanzar un libro de poemas que ya tengo escrito, quisiera poder seguir rescatando voces y contar esas historias, quisiera tranquilidad, quisiera inspirar a otros y quisiera elevar “con el verbo en la piel” al próximo nivel.

¡Llegamos al 10mo aniversario!

Del 7 al 13 de octubre, el Festival de la Palabra celebrará su encuentro anual de escritores locales e internacionales en el Archivo General, la Biblioteca Nacional de Puerto Rico y el Parque Luis Muñoz Rivera.

El evento literario, cuyo lema de este año será “Memorias de inclusión”, estará dedicado al escritor arecibeño René Marqués y se destacará el trabajo del compositor Ángel “Chuco” Quintero como autor destacado. Pronto se ofrecerán más detalles.

Las 10 celebridades del Festival de la Palabra

Se acerca el Festival de la Palabra 2019, que estará dedicado al escritor arecibeño René Marqués, y estamos listos para festejar en grande. Del 7 al 13 de octubre, el Festival de la Palabra celebrará su encuentro anual de escritores locales e internacionales en el Archivo General, la Biblioteca Nacional de Puerto Rico y el Parque Luis Muñoz Rivera.

Es por esto que hacemos un recuento de las celebridades que han formado parte del Festival de la Palabra desde el año 2010 hasta la actualidad. Además, te incluimos una ñapita pa’ que goces.

1. Susana Baca– Cantautora afro-peruana y ex-Ministra de Cultura del Perú. Vino a cantar en el Festival de la Palabra como parte de nuestros conciertos “Poesía bajo las estrellas”. 2012 – 2016.

2. Cultura Profética– Grupo de reggae puertorriqueño de renombre mundial. Ofrecieron concierto en nuestro programa “Poesía bajo las estrellas” 2012.

3. Daniel MordzinskiFotógrafo argentino, corresponsal de Le Monde y El País. Cubrió el Festival de la Palabra del 2010- 2013. Dio talleres de fotografías “portraits” de escritorxs en la Universidad del Sagrado Corazón.

4. Concha Buika– Cantante de flamenco afro-hispana. Vino a presentar su poemario y a dar concierto en el Festival de la Palabra 2014.

5. Pavel Urkiza– Cantautor integrante del dúo Gema y Pavel, de Cuba. Participó en nuestro Programa Musical del Festival de la Palabra 2015.

6. Iris Chacón– Mejor conocida como la Vedette de América. Presentó su biografía en el Festival de la Palabra del 2016.

7. Carlos Delgado– Beisbolista puertorriqueño de las Grandes Ligas. Fue nuestro abanderado del Programa Escolar del Festival de la Palabra 2018.

8. Lin-Manuel Miranda– Actor puertorriqueño, ganador de premios Tony, Pulitzer y Grammy por sus musicales de Broadway “In the Heights” y “Hamilton”. Participó en nuestro Programa “En clave de poesía”  del Festival de la Palabra 2016.

9. Ernesto Cardenal– Cura jesuita y poeta místico nicaraguense. Ganador del Premio Reina Sofía de poesía. Inauguró el Festival de la Palabra 2010 con una lectura poética magistral.

10. Guillermo Arriaga– Cineasta mexicano, co-autor del guión de “Amores perros”. Participó del Festival de la Palabra dando charlas y ofreciendo talleres de guión en el festival de la Palabra 2012.

LA ÑAPA
Chente Ydrach
– Comediante y Blogger puertorriqueño. Fue el director de redes sociales, entrevistador y participante del Festival de la Palabra, 2016.

Detox: venenos y remedios de Mónica Lladó Ortega

Leer este poemario es asomarse a una sensibilidad cortazariana que sigue de cerca los lados “de allá y de acá” en la Rayuela (1963) de uno de los más famosos escritores del “boom” hispanoamericano.  Dicen que la vida se divide en antes y después de leer esta novela esencial en las letras de Hispanoamérica, y la poeta Mónica Lladó Ortega asume la voz de la Maga en éste su primer poemario, para hablarnos de los avatares de ser mujer en las primeras décadas post-feministas del siglo XXI.  Olga Orozco también forma parte del entramado de refrencias intertextuales (“¡Ah los estragos de la poesía cortándote las venas con el filo del alba…”) que enmarcan Detox, que como su título lo sugiere, es una desintoxicación de esos venenos vitales que precisan de remedios.  Julia de Burgos es la tercera poeta que tiene el protagonismo de un epígrafe en el primer poema: “Ya las gentes murmuran que yo soy tu enemiga”.  Y así se va construyendo el signo mujer en los versos.

El poema “Detox” con el que abre el poemario declara: “Las malas lenguas/ con envidia/ se lamen los ojos”.  La progresión de los poemas, en su mayoría poemas cortos, directos y precisos de no más de dos páginas, agilizan la lectura de las 51 hojas del libro. Los epígrafes de Francisco Matos Paoli, Silvio Rodríguez, Ángel Antonio Ruiz Laboy, Mayda Colón y Julio Cortázar (con tres epígrafes) dirigen la lectura de los poemas y van marcando su ritmo. Desde los “Claroscuros I, II, II” hasta poemas de amor como “Futuro”, donde el erotismo aflora (“Verme circundada allí en/ en tus esferas líquidas,/ dejarme abrazar y abrasar simultáneamente”), o “Pedestal” (“Cada vez que estoy contigo/ me subes a ese pedestal”), y “Transitar” (“Provocas adrede/ que pierdas el camino de regreso”).

Sorprende la capacidad lírica y el dominio técnico de un primer libro de una autora nobel, pero Mónica Lladó Ortega se ve que esperó hasta pulir y sacar brillo como a una prenda de plata y filigrana para entregarnos un poemario bien construido, concebido y editado por Trabalis Editores, que es una editorial nueva en Puerto Rico a la que hay que seguirle la pista porque cuenta con un catálogo fascinante de libros editados por la poeta Mayda Colón y diagramados por Zayra Taranto.

En los poemas finales hay un momento de code-switching o cambio de codigo del inglés al español y del español al inglés, donde la hablante lírica recurre al inglés para expresarnos su sentir en el poema “Obvious Indifference”, que comienza en español (“En mi jardín,/ tú, un arrebato simultáneo de placer y dolor”) para pasar al inglés en la tercera estrofa (“Obviousness opposes obliviousness”) y lo obvio y el olvido se dan la mano para construir un texto redondo que finiquita en español (“Ante todos los horrores de un siglo/ prefiero quedarme abierta,/ pero erguida”).  No debemos olvidar que el título del poemario, Detox: venenos y remedios ya inició este proceso de code-switching.

En “Rayuela” explora la dicotomía Talita/Traveler y Maga/Horacio de la novela del mismo nombre, para resolverla con el nacimiento de la palabra.  En esencia, reescribe al gran maestro Julio Cortázar como una lectora hembra, pero activa.  El final de Detox: venenos y remedios con el poema “Moxibustión” es una eclosión poética donde se cierra el verso con un “ciclo de atardeceres” o finales del día, y las palabras que cierran el poemario parecen chorrearse de la página como una pintura de Salvador Dalí (“El dolor fue un alivio”) porque cada palabra aparece caligramáticamente como un escurrirse de la página escribiéndose hacia abajo.

“Moxibustión” habla de alfileres que se quita la voz que apalabra los poemas, de los que hace una escultura y aunque la hacen sangrar, se hinca un dedo “para cerrar el verso/al ciclo de atardeceres” o de finales.

Daniel Torres,
Ohio University